howto2_enPregunta de la semana: La semana pasada hice un análisis completo de mi ordenador mediante Avast Antivirus y, cuando finalizó, me apareció un mensaje diciendo que algunos ficheros no podían ser escaneados dado que estaban protegidos con contraseña. Todos ellos tenían la extensión .png, así que hice una búsqueda de todos los programas escribiendo *.png y, todo lo que apareció, fueron imágenes que nuestro nieto publicó en Facebook de su último viaje a Tailandia.

Mi pregunta es, ¿son los ficheros .png inofensivos? Si no lo son, ¿qué debo hacer? No me gusta tener archivos en mi ordenador que Avast no puede escanear.

Esta es una cuestión que se repite de manera muy frecuente, por lo que es importante para nosotros publicar aquí la respuesta para que nuestros usuarios sepan a qué atenerse. Los ficheros que no pueden ser analizados son simplemente eso, ficheros que por una u otra razón no pueden ser examinados. No es un indicio ni aviso de que estos ficheros sean sospechosos o que estén infectados, simplemente significa que estos archivos necesitan otro elemento antes de que puedan ser abiertos y analizados por avast! Antivirus.

Muchos programas (normalmente relacionados con la seguridad) están protegidos con contraseñas por razones legítimas. Avast no conoce la contraseña y, aunque así fuera, no habría ningún modo de utilizarla. Una vez la contraseña es suministrada por cualquier programa que utilice dichos ficheros, Avast analizará los ficheros cuando estén siendo utilizados. Si detecta algún elemento malicioso, lo bloqueará. Mientras los archivos no estén siendo ejecutados y se encuentren bajo contraseña, estos no supondrán ninguna amenaza para tu sistema.

Por tanto, y en resumen, el hecho de que Avast informe de que hay archivos que no puede examinar no debe suponer un motivo de alerta para ninguno de nuestros usuarios. Es algo totalmente normal. Nuestro antivirus dispone de multitud de capas de protección, y aunque un escaneo (manual o programado) no pueda abrir esos archivos, en el momento en que algún software accede a ellos y los abre, ahí está el Escudo de Sistema de Archivos para darles un buen vistazo y, en caso de que estuvieran infectados, detener su ejecución.